RETRATO MEDIEVAL
Nicolás Di Gaetano
CLUB: CECM
PAÍS: Argentina
 

Conocí el deporte gracias a la invitación a un torneo de bohurt por parte de un grupo recreacionista que había conocido hacía poco tiempo en la feria del Burgo del Sur 2014. Quedé asombrado desde la primera pelea, porque siempre me había encantado la temática medieval. Al encontrar este nuevo mundo, sabía que quería formar parte de él.

Me uní a CECM lo antes posible y comencé a entrenar. Desde el primer día me sentí cómodo en el club y se me integró. Era nuevo para mí formar parte de un equipo, por lo que estaba muy contento. Armé mi propia armadura en el menor tiempo posible, para poder empezar a participar en los torneos. El club me dio apoyo y me ayudó en mi crecimiento deportivo y personal. Es un grupo muy unido, que creció hasta ser la gran familia que es hoy en día.

Estaba tan encantado con el deporte, que comenzó a ser una prioridad en mi vida. Fue así como con gran sacrificio pude viajar al Battle of Nations 2015 para pelear en Argentina 2; una campaña difícil al ser sólo cinco y posteriormente cuatro con la lesión de Julián Villa contra Italia. Sin duda fue una gran experiencia, y dejó una pelea cargada de muchas emociones contra Polonia.

En el 2016 pude volver a viajar al Battle of Nations donde, además de bohurt, también participé en triatlón como Argentina 3. Me marcó mucho las cualidades a mejorar, sobre todo la pelea contra Rusia 3, en la que se me golpeó de formas que me eran imposibles de bloquear y me enseño nuevos movimientos. Es una de las experiencias que me gustaría repetir algún día si se da la oportunidad.

Al participar de la Dynamo Cup 2015 quedé sorprendido, mejor dicho atropellado, por el ritmo en el que transcurren las peleas. Eran muy continuas y todo estaba muy bien estructurado, fue algo genial participar en un torneo así pero también muy agotador. Sin duda quería volver, y por suerte así fue. Tuvimos el honor de volver a participar en la Dynamo Cup 2016, en la cual estaba mucho más preparado que en la anterior a nivel personal. Recién son los primeros pasos y queda mucho por recorrer para estar al nivel de los mejores, pero siempre es bueno ver que se están dando pasos hacia la dirección correcta. Ahora solo queda entrenar más intensamente deseando otra oportunidad en el 2017.

En el Grand Prix salí primero en Triatlón. Peleé contra gente que no conocía, lo que siempre es gratificante, ver cómo en poco tiempo los nuevos ganan tanto nivel, eso acelera el crecimiento del deporte en el país. Tuve una final muy ajustada contra Naaman Videla, un gran compañero de club y excelente triatlonero.

En el decimoprimer torneo Valherjes estuve en la categoría espada y escudo, en la cual me encontré la misma sorpresa, peleadores que no conocía peleando a buen nivel. El número de peleadores se redujo considerablemente, en parte por la división de categorías, pero tengo esperanza de que los números crezcan en cada categoría.
Este año me gustaría buscar especializarme un poco más en el 1vs1. En mis primeros pasos tenía cierta dedicación por ello pero cambié de especialidad a bohurt. Mis logros en Triatlón son gracias a que CECM nos inculca gran variedad de herramientas para todas las categorías, pero sin duda al concentrarse más en una categoría se aumenta mucho de nivel, es algo que noté en compañeros más triatloneros de los cuales espero poder aprender. Por lo tanto, mi meta para este 2017 es ganarle a las exigencias físicas y técnicas que requieren el triatlón y los duelos.

Dejá un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *